Libro

Libro
Ahimsa es vida

viernes, 29 de enero de 2016

"CREAR Y NO DESTRUIR"

Cuanto más leo  y oigo las noticias más se me parte el corazón.

Nos olvidamos de que todos somos seres humanos por lo tanto todos tenemos HUMANIDAD en nuestras células, pero cuanto más oímos y vemos los desastres de la guerra, del terror, del sufrimiento ajeno se nos hace cada día más normal, es decir, forma parte de nuestra vida, se convierte en un hecho intrascendente, banal, siempre y cuando no nos toque a nosotros. 

El terror, el horror, la injusticia no son propias ni dignas del ser humano.

Los gobiernos venden armas por doquier, da igual a que clase de régimen y por qué motivo, solo piensan en ganar dinero y llenar sus bolsillos, que más da si esas armas son para declarar una guerra y que miles de personas sufran, mueran o se exilien, esas consecuencias no las toman en cuenta y si las toman les es indiferente, a la vista de todos está esas barbaries provocadas por la venta de armas.

Me pregunto ¿dónde está la conciencia, la humanidad que todos llevamos dentro?, estamos asistiendo a matanzas, a guerras crueles, a éxodos de miles de personas en todos los continentes y por el momento no hay soluciones, solo existe la muerte y el dolor.

Estamos en una situación en que la apariencia externa es lo importante, en el que tener es lo que nos define, cuanto más poseemos creemos que más valemos y nos olvidamos de los sentimientos. Creemos que podemos vivir sin sentimientos, sin humanidad, sin conciencia y estoy segura de que nos estamos equivocando radicalmente.

En la actualidad nos vendemos por todo, por exportaciones, por petróleo, por armas, por destrucción de selvas, por proyectos inexistentes o superfluos..., los gobiernos, los representantes, los financieros y sus acólitos solo están interesados en el poder y en don dinero.

Creo que podemos desarrollar proyectos, ayudar a mejorar la vida tanto nuestra como la de los demás pero hay que respetar la idiosincrasia, la individualidad, la cultura, las lenguas, las riquezas de los lugares, a los ciudadanos, hay tanto por hacer, tanto por crear en todos los países que debemos dejar a un lado YA la destrucción. Ya hemos destruido bastante y han muerto millones de personas. Ha llegado el momento de crear y dejar de destruir.

La democracia exige un precio, la honradez, la honestidad, la lealtad, el honor. Democracia significa que  la soberanía reside en el pueblo o en sus representantes que el pueblo ha elegido sin coacción, es la única forma para que la nación, el país, los ciudadanos podamos seguir adelante y vivir dignamente pero parece ser que el precio que pagan ahora los gobernantes y representantes es el de la corrupción, el "sillón Presidencial", aparentemente de oro, ya que todos lo anhelan con locura y hacen todo lo posible para subirse a él, sentarse, amarrase el cinturón de seguridad para no caerse y así no bajarse nunca y si pueden lo ofrecen como herencia a sus "familiares", lo cual convierte la democracia en una tiranía.

Con la tiranía el pueblo enferma, se debilita y muere, todo debe renovarse, las ventanas deben abrirse para que entre el aire fresco, el agua debe correr libremente si no se queda estancada con peligro de crear bacterias y enfermedades, el pueblo debe educarse para no quedar anquilosado, atrofiado, ignorante... el pueblo debe ser libre e ir hacia adelante, siempre hay que seguir avanzando ya que la vida no espera y no podemos jamás volver atrás.

Bajo mi punto de vista, esos gobernantes autoritarios, absolutistas, dictadores no crean ni traen nada bueno al mundo, tenemos la historia para ver y comprobar sus hazañas y sus consecuencias, aún hoy en día vemos el dolor de muchas personas que nunca han comprendido ni comprenderán por qué les ha pasado esto, tal vez su "pecado" ha sido ser bajo, gordo, feo, alto, guapo, judío, musulmán, cristiano, hombre, mujer, amar a una mujer, amar a un hombre... en definitiva, cualquier excusa siempre ha sido válida para matar y para conseguir el poder a través del terror.

Debemos crear, debemos expandirnos intelectualmente, culturalmente, espiritualmente, solo así podremos amar y amar la vida. Todos estamos aquí para crear, para dejar nuestra huella para un futuro mejor para todos nuestros hijos, sean de donde sean y tengan el color de piel, hay que saber, para aquellos que no lo sepan, que lo que hace a un hombre o a una mujer digno/a es su capacidad de comprensión, su humanidad, su bondad, su inteligencia, su carácter, no su piel.

Si nos unimos todos para luchar por la paz, por AHIMSA, la no violencia de cualquier género estamos poniendo las bases para un futuro más certero para nosotros, nuestros hijos, los hijos de nuestros hijos y futuras generaciones. 

Hay tanto por hacer, tanto por crear, tanto por ayudar que no comprendo como seguimos intercambiando armas por vidas humanas, es incomprensible e inhumano y no olvidemos que somos SERES HUMANOS, nuestras vidas, nuestras historias son cíclicas y en un momento determinado el destino tocará a nuestra puerta y todos, en el momento oportuno, estaremos en los bajos del círculo y entonces todos nuestros errores y acciones desproporcionadas se caerán debido a la gravedad con una fuerza descomunal y nos ahogaremos en nuestra propia crueldad y miseria, luego habrán llantos y quejas pero no habrán respuestas solo nuestra conciencia.

Pido a los Gobernantes y a los señores que tienen el poder, en cualquier rincón del mundo, que desentierren su HUMANIDAD y que piensen que todo en la vida es transitorio, nada es eterno, y que mejor herencia que dejar en la historia un nombre colmado de gloria y no un tirano lleno de odio.

martes, 26 de enero de 2016

CONSTRUCTORES DE ESPERANZA

¡Basta ya de canciones tristes y amemos la vida!

Como dice B. Spinoza "La satisfacción interior es en verdad lo que podemos esperar de más grande"

Vivimos volcados hacia afuera, hacia el exterior, ese exterior que nos atrae como un imán y tiene  una fuerza sin igual, vivimos luchando y desesperados por nuestro trabajo, por nuestro entorno, por nuestra familia, por nuestros amigos pero nos olvidamos de la pieza más importante de nuestra vida: NOSOTROS MISMOS.

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida, luchemos en la no violencia, con la fuerza humilde y con las armas de la justicia. Los seres humanos nos vamos porque la vida se termina y las próximas generaciones seguirán en la lucha, en la batalla, en el conflicto y nuestro rastro quedará patente en la verdad, en la lealtad, en las palabras dichas con sabiduría, como decía Platón "Me puedes matar pero no herir", -puedes matar el cuerpo físico pero jamás podrás destruir el alma, el Ser, la Verdad-, ésta será nuestra herencia, éstas serán nuestras huellas para que la próxima generación pueda encontrar fácilmente el camino.

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida, todos los seres humanos buscamos estabilidad, serenidad, trabajo, dignidad, queremos que se nos respete,  buscamos libertad y justicia aunque vivamos momentos difíciles, sin embargo, si echamos una ojeada a la Historia de la Humanidad nos damos cuenta de que siempre hemos estado en guerras, en conflictos. Creemos, a veces, que la guerra es algo ajeno a los seres humanos y no somos conscientes de que somos nosotros mismos los que las creamos. Es cierto que esos creadores de sufrimiento y terror son una minoría egoísta, codiciosa, soberbia, ávida de poder y manipulación, con ínfulas de grandeza y omnipotentes, dispuestos a hacer todo lo posible para conseguirlo sin importarles el sufrimiento que causan a los demás.

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida, todos estos crímenes, guerras y barbaries tienen muy graves consecuencias para todos nosotros e incluso para la Madre Tierra;  ésto nos debe hacer reflexionar para detener toda violencia a nuestro alrededor, en nuestro pequeño universo y a nivel mundial; hay que tomar medidas urgentes y parar esas atrocidades, salvajismos que se producen a diario en todas las partes del mundo.

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida, todos debemos ser constructores de la esperanza, abramos nuestra percepción hacia la UNIDAD y es ésta percepción y ésta esperanza las que nos anima a seguir adelante, a hacer frente a todos los problemas, frustración y dolor... porque en el fondo de nuestros corazones sabemos que podemos conseguirlo. A veces tenemos y sentimos nostalgia de un tiempo mejor pero si perseveramos en la lucha de la no violencia, en la justicia, en la fuerza humilde entonces podremos volver a saborear ese tiempo que se fue y sentir esas cuerdas que vibran al son de la esperanza y al son de la vida.

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida con una cálida sonrisa y que nuestra vida se llene de ilusión y confianza, caminemos erguidos, serenos y llenos de esperanza para construir un mundo donde la sonrisa de los niños sea una luz que brille, donde la educación sea un lugar donde se pueda crear un futuro mejor, donde luchemos por los valores reales del ser humano y todos podamos vivir en paz con dignidad, respeto, lealtad, justicia, honor, libertad y así evitar más sufrimiento, dolor, odio, injusticias, venganza, desigualdad... 

Basta ya de canciones tristes y amemos la vida, desarrollemos nuestra capacidad de amar, de tolerancia y de justicia. No sigamos castigándonos y siendo rehenes de nuestro odio, venganza, injusticia, seamos CONSTRUCTORES DE LA ESPERANZA para que cuando nos despidamos de nuestra vida estemos satisfechos de haber amado, reído, llorado, respetado... sencillamente, estemos satisfechos de haber vivido.




sábado, 23 de enero de 2016

COLONIZACIÓN Y PROSELITISMO

Que se calle la tierra y la humanidad  en tributo de silencio y recogimiento por todos aquellos que se  han marchado y se marchan del planeta debido al horror y terror que siembran algunos individuos.


"Una civilización que es incapaz de solucionar los problemas que suscita su funcionamiento es una civilización decadente. Una civilización que elige cerrar los ojos a sus problemas  más cruciales es un civilización enferma. Una civilización que juega con sus principios es una civilización moribunda ... " (discurso sobre el colonialismo de Aimé Cesaire (1950) (Le grand Soir 11 enero 2015)

Todos hablamos sin saber muy bien de qué. Nos preguntamos por qué hay tanto odio, tanta venganza, tanto terror y  obtenemos respuestas como motivo religioso, político, pobreza, hambre... pero como no tenemos información real, especulamos y esto, a veces, no nos lleva por el buen camino que es encontrar la base, el principio, donde toda esa filosofía del terror ha comenzado, el porqué y así podremos buscar soluciones.

Los actuales líderes terroristas "religiosos" que bajo el lema del Profeta, matan y matan, siembran el terror, se creen todopoderosos tienen otros objetivos debajo de su piel, ponen el odio como bandera a la fe, la crueldad a la bondad, el error al perdón..., la corrupción, la depravación, la perversión se les ve en la cara y ensombrecen todo lo que tocan y aunque crean que por el momento van llenando de victoria y de gloria sus filas, deben saber que es un espejismo y que pronto ese espejismo los devorará, como una gran tormenta de arena que todo engulle.


A esos personajes, individuos no les preocupa lo más mínimo el sentido religioso, el respeto, la dignidad, la libertad, valores que pertenecen a los seres humanos y forman parte integrante de nuestra naturaleza,  "la naturaleza hace a los hombres parecidos, la vida los hace diferentes" Confucio.  A estos individuos solo les interesa  que sus bolsillos  permanezcan llenos y miden el mundo bajo sus propias reglas. Intentan matar el conocimiento, el saber, pero no saben, debido a su ignorancia, que pueden quemar libros, quemar universidades, matar a miles de personas, pero jamas podrán eliminar o destruir las ideas del alma ni la verdad.

Durante cientos de años las grandes potencias europeas y orientales -por no ir más atrás en la historia- colonizaron países, impusieron sus normas, mataron y destruyeron culturas y ahora como consecuencia de todas esas barbaries vivimos unas situaciones llenas de odio, venganza, disparidad como son el racismo, la desigualdad, apuntamos con el dedo a los musulmanes, judíos, cristianos, a todos aquellos que nos parecen diferentes,  y nosotros los "blancos" nos creemos dueños y señores del mundo. Hay que parar YA la colonización y el proselitismos disfrazados de la bandera de ayudas, inversiones, financiaciones... , en definitiva hay que dejar de  manipular, mentir, engañar a los ciudadanos y mostrar respeto.

Los vientos de la verdad traen fuerza y determinación, la vida nos plantea innumerables preguntas y abre la puerta a abundantes problemáticas y cuestiones. Los actuales líderes de los gobiernos deben salir de su silencio glacial y dar explicaciones a todas las preguntas y sobremanera buscar soluciones reales y justas.

Se han creado tantas burbujas en todos los países del mundo debido a la colonización, al proselitismo, a la corrupción, a las diferentes etiquetas que ponemos, a la falta de democracia, a no respetar los derechos humanos, a no aceptar las diferencias y pluralidades de ciudadanos y culturas, a no haber igualdad entre hombre y mujeres, a no hacer las cosas bien para evitar problemas en el cambio climático, a no desarrollar proyectos para traer agua a millones de personas... a no ayudar a crear educación, trabajo, dignidad, libertad que esas burbujas nos están explotando en la cara trayendo malos vientos y mucho sufrimiento.

Los líderes de todos los gobiernos del mundo, sean del continente que sean, son responsables de su pueblo, de los ciudadanos, da igual el color, el partido, las diferencias, en cuanto son líderes representan a un conjunto, A UN TODO  y tienen la responsabilidad de luchar por el bien de todos, no por sus propios intereses ni de algunos cuantos. Tienen la obligación y el compromiso de coger los balones que han dejado sobre la mesa y ponerlos en su sitio. 

Todos los padres del mundo estamos tristes y preocupados por el futuro de nuestros hijos, el terrorismo, el hambre, la pobreza, la miseria, la corrupción, el totalitarismo, el racismo, la desigualdad, la falta de libertad, la violencia... paralizan nuestro futuro y el de nuestros hijos y nos hacen rehenes en nuestros propios países debido a las  decisiones tomadas o no tomadas de los Gobernantes.

Todos los problemas los hemos creado los seres humanos y a todos nosotros juntos, nos reviene la responsabilidad de solucionarlos con sabiduría, discernimiento, lucidez, tolerancia, inteligencia, justicia, respetando  el lugar que corresponde a  cada uno de nosotros para poder vivir en paz y progreso. 

Seamos humildes para llegar a ser grandes seres humanos.

jueves, 14 de enero de 2016

EL CORAZÓN DEL GUERRERO, CIUDADANOS DEL MUNDO

Los señores que trabajan para los Organismos encargados de velar por los derechos humanos, por la paz, por la libertad, por la integridad, por el desarrollo global...; los gobernantes, dirigentes, financieros,  encargados de velar por el bienestar de los ciudadanos y teniendo altas miras por ellos sean del partido que sean; religiosos encargados de velar por las almas de los ciudadanos para que encuentren serenidad sean de la creencia que sean con respeto y justicia; todos estos señores deben ser buenos directores de orquestas para que su música sea armoniosa y bella y todos los que la escuchen se sientan orgullosos de ellos.

Ya sabemos, los ciudadanos del mundo que estamos en unos momentos difíciles, donde la muerte se impone a la vida, donde las líneas del respeto están borradas y el poder humano ha dejado de tener fe en el mundo, donde la paz cede ante la guerra, la justicia ante la injusticia, el amor ante el odio ... etc; pero la ESPERANZA nos brinda a todos los ciudadanos del mundo con su llama, la fuerza para seguir adelante, para luchar en AHIMSA, la no violencia, para encontrar cobijo y alegría en una mirada llena de admiración por la belleza de la vida, por las cosas bonitas y simples, por la gratitud del ciudadano de a pie que nos sonríe solo por sonreír, por la música que  nos eleva el Espíritu, por el arco iris que tiende un puente entre el cielo y la tierra con sus maravillosos colores creando la naturaleza con su belleza...

Sí, los ciudadanos del mundo sabemos que hay personas que se preocupan por nosotros y luchan por nuestros derechos y el derecho de los demás a una vida íntegra, honesta, simple y alegre. Los Derechos Humanos que tal y como sus palabras dicen son derechos que todos los seres poseemos, derecho a la paz, al trabajo, a la protección de los débiles, a la igualdad entre hombres y mujeres y a la igualdad en los colores y creencias, a la solidaridad, a la justicia, a la educación, al desarrollo... 

Todos nosotros, ciudadanos del mundo formamos el corazón del guerrero y luchamos en la paz, con fuerza y determinación, con coraje y alegría porque sabemos que nuestra lucha sin violencia terminará ganando, el AMOR hará retroceder al odio, la PAZ hará retroceder a las guerras, la JUSTICIA hará retroceder a la injusticia, y encontraremos la fe en el mundo de nuevo, la LIBERTAD hará retroceder a la esclavitud, el BIEN hará retroceder al mal. Nosotros ciudadanos del mundo buscamos acuerdos reales, factibles, realizables, solidarios, justos. Luchamos por la esencia de las culturas, por las diferencias entre los seres humanos, razas, creencias.

Nosotros, ciudadanos del mundo, nos merecemos respeto, paz y libertad, nos merecemos una vida serena y digna, que nuestros hijos puedan jugar tranquilamente sin tener miedo a bombas o a balas perdidas, nos merecemos un lugar apropiado donde vivir, un planeta saludable para que todos podamos disfrutar y podamos realizar nuestros sueños, para que todos podamos avanzar a nuestro ritmo.

Todos nosotros, ciudadanos del mundo, hablamos de la paz y de la justicia porque sabemos que sin paz ni libertad no puede haber progreso, no puede haber convivencia, no puede haber educación, los campos son estériles todo es muerte a nuestro alrededor. Este es el punto más importante para que los Organismos que defienden los Derechos Humanos paren inmediatamente esas guerras, esas matanzas, no permitan que los gobernantes se sienten en tronos vitalicios hechos con la sangre vertida de muchos inocentes, no permitan la desigualdad tanto entre hombres y mujeres,  entre humanos de diferentes tonos de piel, no permitan que algunos dirigentes sigan rompiendo el equilibrio del planeta y causen tanta miseria, no permitan que los niños y niñas se queden sin educación, no permitan que se sigan construyendo armas para aniquilar a la humanidad. Ellos saben que sin PAZ ni LIBERTAD no hay DERECHOS HUMANOS  ni se puede vivir dignamente con respeto y serenidad.

Ciudadanos del mundo, nosotros tenemos el derecho de RESPIRAR LA LIBERTAD Y LA PAZ.

El corazón del guerreo canta al son de su tambor
la llamada de las águilas, de la libertad y la paz
la llamada de los árboles y montañas,
la llamada de la noche y del día
la llamada del sol, de la luna y de las estrellas,
la llamada de la naturaleza.

El corazón del guerrero canta al son de su tambor
a su alma que llora por los que sufrieron y se fueron,
a los que sin saber porqué dejaron todo y se marcharon
y su alma se desgarra por el dolor.

El corazón del guerrero canta al son de su tambor
a su  alma que sonríe por la gratitud de la belleza 
y por la alegría de ver un nuevo amanecer.

El corazón del guerrero canta al son de su tambor 
a los ciudadanos del mundo, a todos nosotros 
para que realicemos nuestro sueño de paz y libertad
en  la Madre Tierra y plantemos su bandera multicolor 
de todos los ciudadanos del mundo.

El corazón del guerrero canta al son de su tambor.











miércoles, 13 de enero de 2016

"TU Y YO LO PODEMOS CONSEGUIR"

Cuantas veces oímos discursos, leemos grandes titulares, oímos noticias en la radio, en la TV: "todo va a ir mejor..." pero ¿en realidad los gobernantes, políticos, financieros...se preocupan por nosotros?

Tú y yo, si miramos a nuestro alrededor vemos y conocemos a mucha gente que han perdido todo, su casa, no tienen que comer ni pueden alimentar a sus hijos... es un panorama desolador y  todo esto, provocado por individuos que se sienten todopoderosos y están sentados en sus sillones vitalicios. Si extendemos nuestra mirada sobre  el mapa del planeta y observamos el mundo, constatamos una vez más que hay millones de personas en la miseria, donde los derechos humanos no existen ni siquiera en el vocabulario, donde la injusticia social es la ley, donde el racismo es una cruel realidad etc. Muchos gobernantes, dirigentes, se creen omnipotentes, matando de hambre a poblaciones enteras, creando catástrofes naturales, creando terror  y todo porque no quieren perder su poder y ni dejar su sillón vitalicio.  

Da igual a que continente miremos, todos ellos están tocados por algunas personas avaras, mezquinas, miserables, egoístas, desequilibradas; no tienen miras sobre los ciudadanos, les da igual su dolor y miseria; en algunos países con banderas democráticas se realizan votaciones pero si el resultado no es el deseado son barridas de un plumazo; en muchos países la injusticia humana y social llega ser devastadora y espeluznante, estos individuos solo quieren su poder y su sillón vitalicio, unos muertos más o menos no tiene importancia; implantar el terror, romper más el poco equilibrio del planeta, da igual, ellos solo quieren su sillón vitalicio, y su poder. Su pescado podrido aún sigue en su pescadería y desean venderlo a otros países para que se contagien y ese olor nauseabundo llegue a otras partes y se infecten también.

Ya han pasado de moda las guerras púnicas, conquistas romanas, invasiones vikingas, descubrimiento del nuevo mundo etc etc, ahora el papel de CONQUISTADOR ya no existe y debe de dejar de existir para siempre. 

Ni tú ni yo logramos comprender que pensamientos, emociones, sentimientos puede llegar a albergar dichos individuos, su egoísmo, su frialdad, su odio, su resentimiento, sus complejos de inferioridad o superioridad, solo denotan debilidad de personalidad. Solo les importa su sillón vitalicio y su poder, poder evidentemente efímero y cuyas consecuencias son catastróficas para esos individuos y para los ciudadanos, porque ¿que pueden  sentir esos individuos que viven esclavizados y encerrados en cuatro paredes o en fronteras protegidos contra posibles atacantes y viviendo ellos mismos en su propio terror de ser destituidos en cualquier momento?

Tú y yo comprendemos que todo se reduce a tener un "sillón vitalicio y al poder" que ellos creen tener y poseer por la eternidad. Craso error por su parte pero mientras tanto solo siembran dolor y sufrimiento, terror y muerte a los ciudadanos y al planeta.

Tú y yo, afortunadamente sabemos que hay otra clase de personas que luchan por un mundo mejor, paras que todos los niños y niñas y jóvenes puedan asistir a clase y reciban una educación, que aprendan porque el futuro les corresponde y puedan crear en su continente un país libre y próspero, en la paz y donde se respeten los derechos humanos y la justicia social florezca. No hay otra solución que la educación si no queremos que la colonización vuelva y creo que no sería una solución pertinente.


En la actualidad todo forma parte de una UNIDAD, la HUMANIDAD y el PLANETA, unamos nuestros esfuerzos para hacer un mundo mejor, tú y yo lo podemos conseguir.

viernes, 8 de enero de 2016

MORIR POR LA LIBERTAD ANTES DE SER ESCLAVO

Este artículo está dedicado a todas las personas que prefirieron no huir, luchar por la libertad antes de ser esclavos de la violencia, del despotismo, de la falta de libertad y a todas las personas que han muerto por violencia, sea cual sea.

A estas personas que han sacrificado su vida por la libertad debemos honrarlas y  homenajearlas  en nuestros corazones por su valor y por su creencia en la libertad y en la verdad. Estas personas tienen, ya que siguen con nosotros, y han tenido un corazón alegre y puro y han pagado el precio más alto que se puede pagar, la vida.

No debemos olvidar que  la libertad es un valor intrínseco del ser humano y es la que nos permite luchar y luchar para buscar la verdad, no podemos permitir que señores con alturas de mira, sin respeto por los ciudadanos rompan la paz y pongan en KO a la humanidad. 

No es cuestión de grandes palabras, de discursos elocuentes sino de pensamientos y sentimientos honestos hacia esas personas que han dado su vida, que hacen y han hecho que nuestra vida actual sea más fácil y mejor. De ahí nuestra responsabilidad para continuar su lucha y la nuestra, y llegar a realizar el sueño de todos los seres humanos,  la libertad y la verdad. "Son gritos en el cielo y en la tierra, son actos"  (Gabriel Celaya)


Nos damos cuenta de que estos asesinos, estos individuos que se toman la justicia por su cuenta, que siembran el terror por medio de la muerte, son personas desequilibradas, sienten tanto odio, tanto rencor, tanto resentimiento y frustración que su único objetivo en la vida es matar o morir, como dice un proverbio árabe "los ojos no sirven de nada a un cerebro ciego". El amor, la esperanza, la paz son palabras y conceptos desconocidos por ellos. No se puede permitir más que unos cuantos individuos manipuladores y mentirosos sigan arrasando ciudades, sigan capturando a personas con problemas mentales y vulnerables, a jóvenes y niños para hacer de ellos sus servidores y sus bombas.

Hemos dejado atrás un año de guerras, dolor, injusticias... todos deseamos paz y serenidad en nuestras vidas y que el equilibrio se restablezca en el mundo y en el planeta, para ello tenemos que estar dispuestos a luchar para que ese cáncer mortífero llamado guerra sea erradicado inmediatamente de nuestro planeta y del seno de la humanidad.

Para luchar por  nuevos objetivos tenemos que tener una nueva formar de pensar, una nueva forma de ver y actuar, no podemos seguir con el mismo comportamiento, las situaciones cambian y los seres humanos también, hay nuevas necesidades y tenemos que afrontar la vida y sus situaciones bajo una nueva perspectiva. Tenemos que  comprender bien el sentido de lo que pasa a nuestro alrededor si realmente queremos encontrar una solución.

No podemos permitir que todas las vidas que se han llevado sean olvidadas o se pierdan bajo una tormenta de arena, debemos honrarlas con la paz, con la verdad, con la libertad, con la dignidad y con respeto. Es nuestro turno de luchar por los sueños de todos los seres humanos:"PAZ Y LIBERTAD".

La sangre derramada
...
¡Que no quiero verla!
Dile a la Luna que venga,
que no quiero ver la sangre
de ... sobre la arena.
¡Que no quiero verla!
la luna de par en par,
caballo de nubes quietas,
y la plaza gris del sueño
con sauces en las barreras.
¡Que no quiero verla!....

(Federico García Lorca)



martes, 5 de enero de 2016

HIMNO A LA LIBERTAD

Este  año 2015 que acaba de pasar lo recordaremos como un año de guerras, de sufrimiento, de terrorismo, de catástrofes naturales, de odio,  de venganzas, de matanzas sin fundamento, de corrupción, es decir, lo recordaremos como una ofensa a la LIBERTAD. 

Hay grandilocuentes títulos, discursos con mediocres contenidos y palabras vacías. Si damos  pinceladas de colores en el gran cuadro que es la humanidad y el planeta, tal vez, esos colores nos ayuden a comprender que todos somos parte integrante de un mismo lienzo.



En el continente Africano donde hay tanta riqueza y tanta pobreza, donde el terrorismo cada día tiene más adeptos, donde los jóvenes son una gran mayoría y no pueden aprender debido a que no hay escuelas o universidades ni pueden trabajar, no tienen porvenir; donde las matanzas entre etnias son terroríficas, donde los golpes de estado se suceden y las elecciones democráticas no son respetadas... es una ofensa a la LIBERTAD. 

En los países Árabes a cuenta de la religión no paran de matarse y matar, asesinar, imponer el terror, dirigentes que se toman la justicia creyendo que son todopoderosos, omnipotentes creando aún más conflictos... es una ofensa a la LIBERTAD.

En los países Latinoamericanos, la droga, la corrupción, el despotismo de algunos dirigentes, los carteles de la droga imponen su ley de muerte... es una ofensa a la LIBERTAD.

En los estados Norteamericanos donde se fraguan las guerras del mundo y se fabrican muchas armas, donde el racismo, la pobreza y la desigualdad es un problema muy grave en los estados democráticos de EEUU... es una ofensa a la LIBERTAD. 

En los países Asiáticos donde la pobreza, la desigualdad, los derechos humanos están muy deteriorados e inexistentes...es una ofensa a la LIBERTAD. 

En los países europeos, sus miembros están divididos en lugar de unirse y formar una sola fuerza  para solucionar los problemas tan graves que tenemos como son los inmigrantes, el terrorismo, el racismo y la crisis económica donde todos los europeos estamos tocados en mayor o en menor medida...es una ofensa a la LIBERTAD. 

En estos días se ha desatado lo que se veía venir con la condena a la pena de muerte en Arabia Saudí de 47 personas. Ningún dirigente por muy poderoso que se crea tiene el derecho de quitar la vida a nadie y debe respetar las leyes y buscar soluciones inmediatas, pero nadie es dueño de la vida de nadie, la violencia solo engendra violencia, el odio engendra odio y venganza... es una ofensa a la LIBERTAD.

LA LIBERTAD es un derecho propio e inherente a todos los hombres y mujeres que habitamos el planeta y nadie por mucho poder que se crea tener tiene el derecho a eliminarla. La libertad es el poder a crear el desarrollo, el bienestar, la paz, el respeto, la dignidad, la educación, los derechos humanos, el respeto y conservación del planeta. La libertad es poder elegir quien quiero ser y poder expresarme con respeto para que todos evolucionemos y avancemos. Libertad de religión, poder creer en lo que realmente creo; libertad de amar; libertad de cantar; libertad de pensamiento, libertad de ser un ser humano. 

La libertad elimina barreras, crea puentes para que todos podamos avanzar manteniendo nuestra idiosincrasia, nuestras culturas y diferencias como un solo ente, la humanidad.

"...¿Quien habló de echar un yugo
sobre el cuello de esta raza?
¿Quien ha puesto al huracán 
jamas ni yugos ni trabas,
ni quien al rayo detuvo
prisionero en una jaula?...
(M. Hernández. Vientos del pueblo me llevan)

sábado, 2 de enero de 2016

¿POR QUE NOS OLVIDAMOS DEL AMOR?

En estos momentos tan difíciles para toda la humanidad y el planeta, donde no existe el diálogo, donde el reino del terror se instala en los países más necesitados,  donde el genocidio crea tanto sufrimiento y terror que es inhumano,  donde las bandas, la droga son las que imponen sus leyes, donde la pobreza y el hambre causan tantos estragos, donde la avaricia y la necesidad de sentir más poder siguen contaminando el planeta con gravísimas consecuencias para todos los seres humanos, donde la deforestación de bosques enteros y la contaminación de las agua son cada vez más alarmantes debido a la desaparición de especies incluyendo la humana; donde la impunidad, la corrupción forman parte de los gobiernos democráticos, donde los derechos humanos son violados constantemente, donde la dignidad humana ha dejado de existir, etc etc... NOS HEMOS OLVIDADO DEL AMOR. 


El amor reside en el alma de cada persona, no se compra ni se vende, solo se posee en el interior del ser humano y en la naturaleza, en la belleza, en la sonrisa, en la mirada, en una caricia...


El amor es la fuerza más poderosa del universo, es la que fuerza que crea todo, en este nuevo año 2016 podemos invertir el proceso de odio, venganza, horror por amor, serenidad, confianza, respeto, libertad.

No podemos crear nada si no nos sentimos bien, si nuestro cuerpo no está predispuesto a crear, si no está predispuesto a luchar, si no está predispuesto a amar y perdonar. Solo el amor, la confianza, la lealtad, el respeto, la libertad nos ayudarán a salir de esta espiral que está tocando fondo para volver a ascender hacia  la superficie y sentir la caricia del viento y de la luz y así poder concebir un mundo mejor.



Sigue el camino de baldosas amarillas: Tropiezos en espiral


Debemos elevarnos y ver desde otra perspectiva nuestras pequeñas historias. Todos debemos empezar a crear un mundo mejor en nuestro pequeño universo para que se vaya extendiendo, poco a poco, hacia otras fronteras.

Estamos tan profundamente "inmersos" por las situaciones externas que nos olvidamos de lo más importante, EL AMOR.

Sin Amor no hay vida. Sin Amor no se puede gobernar un país ya que no amaremos a sus ciudadanos y caeremos en el despotismo, no tendremos respeto ni dignidad y un líder que carezca de esas cualidades es un dictador que solo dictaminará a su favor, creyéndose dios y con poder para decidir sobre quien vive o muere. Sin amor no se puede crear ningún tipo de proyecto fructífero por el bien de todos y del planeta. Sin amor no habrá respeto ni educación, ya que la falta de amor es el odio, la venganza, la destrucción y estos sentimientos duros como la roca crean terror, lo que trae consigo el debilitamiento y la división para que aquellos que lo engendran tengan más poder. Sin amor no podemos defender los derechos humanos  ni al planeta.

Es el momento de que las culturas sean solidarias, de hacer las cosas con inteligencia y corazón, es la hora del diálogo, de la reconciliación, de erradicar todas esas situaciones terribles que padecemos en mayor o en menor medida. Es hora de creer en el AMOR, no como posesión sino como esencia de CREACIÓN para un bien mayor que es el bienestar de la humanidad entera.

"...Enciende con tu mano la nueva música del mundo,
la canción marinera de mañana,
el himno venidero de los hombres..."
(León Felipe 1884-1968, Drop a star)